Radar 24

Estados Unidos lanza aplicación para reportar efectos secundarios experimentados tras recibir vacuna COVID-19

V-safe es el nombre de una herramienta para teléfonos inteligentes que le permite a las personas que han recibido su vacuna contra el COVID 19 compartir su experiencia con los CDC (Centros para el Control de Enfermedades, según sus siglas en inglés). Si bien los laboratorios que han desarrollado las vacunas (las tres autorizadas en Estados Unidos son la de Pfizer, la de Moderna y la de Johnson & Johnson) han probado su producto en miles de personas, nada se compara a la reacción en millones de habitantes cuando la vacuna ya está en el mercado para entender lo que ocurre con esta medicación.

Todo aquel que haya recibido la vacuna en Estados Unidos en las últimas seis semanas puede registrarse. Deberá responder un cuestionario, recibir mensajes de texto durante días controlando cómo evolucionan sus síntomas -si es que los tiene- y hasta recibir un llamado desde el CDC si hay algo en su caso que llama la atención. La herramienta también le recordará al paciente cuando tiene que darse una segunda dosis de la vacuna.

A partir del pasado lunes, la app está disponible en inglés, español, coreano, chino y vietnamita. Se espera que en los próximos días se traduzca a aún más idiomas. Cabe destacar que si bien el idioma de uso en los Estados Unidos es el inglés, a diferencia de lo que ocurre en otras naciones, este país no tiene un idioma oficial establecido en su constitución. Por eso es frecuente ver que herramientas médicas desarrolladas por el estado vengan en varios idiomas.

Los CDC le están pidiendo a la población que participe ya que cuanto más grande sea la muestra a analizar, más efectivos serán los resultados. Pero en su página web aclara las limitaciones de esta aplicación.

“A través de V-Safe no se puede reservar citas para la vacuna, ni siquiera una segunda cita (…) Si tiene que cancelar o cambiar la fecha de un turno de vacunación, contáctese con la locación que le dio la cita en primer lugar, o con una autoridad local”, aclara el comunicado para evitar malos entendidos.

Por lo que se conoce hasta el momento, las vacunas de Pfizer y de Moderna (que son muy similares) tienen como efectos secundarios más comunes el dolor de cabeza, fatiga, mareos, dolor en el brazo en la zona del pinchazo, dolor en los músculos, fiebre, dolor en las articulaciones y nauseas. En el caso de la vacuna de Johnson & Johnson, los efectos secundarios que se han reportado son similares aunque menos frecuente que con las otras vacunas. En todos los casos no hay reportes de efectos secundarios que duren más de 48 horas. Otra curiosidad reportada hasta el momento, que pudiera cambiar con una muestra más amplia, es que las mujeres jóvenes son quienes suelen presentar más efectos secundarios ante la inmunización.

Hasta el momento, según los CDC, el 22 por ciento de la población general recibió al menos una dosis de la vacuna y más de 39 millones de personas ya fueron totalmente inoculadas, lo que equivale al 12 por ciento de la población en general.

FUENTE: INFOBAE

Comenta este Artículo

SÍGUENOS HOY

Forma parte de nuestra comunidad en constante crecimiento y mantente informado en todo momento y lugar.